• es
  • pt-br
  • pt-pt
(+34) 902 207 782

Blog sobre Retención y Desarrollo
del Capital Humano

Qué evitar para tener un buen ambiente laboral

El ambiente laboral es uno de los elementos que más se debe cuidar en las empresas. No se puede pretender dirigir un negocio de éxito en un entorno que no es satisfactorio y que no invita a sentir buenas vibraciones. Incluso en casos sonados de empresas de gran fama se han sentido los efectos nocivos de un mal ambiente laboral. Por esto mismo, se recomienda siempre a profesionales de los recursos humanos y líderes, que se formen de forma exhaustiva en aquellas técnicas relacionadas con asegurar el rendimiento agradable de este factor. A continuación, tratamos aquellas decisiones que hay que evitar por todos los medios posibles si lo que buscamos es que la empresa alcance unos resultados de éxito gracias a disponer de un ambiente laboral adecuado.

ambiente laboral

 

Guía gratuita: Clima laboral y satisfacción de la plantilla

Malas comunicaciones

Uno de los principales problemas que se deben evitar en el entorno de la empresa son las malas comunicaciones. De no tener preparación suficiente el equipo de liderazgo para poder realizar una comunicación sin fisuras, este deberá ocuparse de disfrutar de la formación adecuada al respecto. Es necesario saber cómo comunicarse, haciéndolo de manera que se cubran todas las necesidades de la relación entre líder y empleados. Esto se refiere, por ejemplo, a la comunicación de procesos de trabajo que tengan que realizarse, de instrucciones o incluso simplemente a la forma de comunicarse de manera distendida con los trabajadores. De no existir una buena base se pueden producir conflictos innecesarios que quedarían fuera de lugar con una buena comunicación.

 

No resolver los conflictos

Cuando en una empresa se produce un conflicto entre varios empleados el paso lógico y necesario implica mediar en su resolución. Hay que buscar una decisión que sea consecuente con lo que ha ocurrido y con la idea de mantener la mayor estabilidad en el entorno laboral. El ambiente laboral no puede llegar a ser positivo si estos conflictos no se resuelven de manera inmediata y con un resultado satisfactorio. Aunque sea más fácil optar por el camino corto, un conflicto de personal al cual se da la espalda lo único que provocará es que en el futuro haya más discusiones o que la situación alcance un nivel más elevado y se convierta en un problema mediático.

 

No tener inteligencia emocional

La mente, el cerebro y los sentimientos, son claves a la hora de administrar las empresas de hoy día siguiendo las últimas tendencias en comunicación y dirección.Por eso es tan importante mantener una inteligencia emocional sana y adecuada, que no sorprenda a lo empleados con situaciones donde el perfil del líder quede desdibujado por medio de escenas que puedan dar lugar a la duda. Los responsables de las empresas tienen que actuar como sí mismos, pero entendiendo que en su mano hay un negocio formado por multitud de personas que seguirán al líder hasta donde haga falta. Por eso mismo en ocasiones hay que saber controlar los sentimientos, sobre todo cuando son negativos y pueden producir una sensación nociva y real hacia la empresa.

ambiente laboral

Cuidar poco los detalles

Los detalles cuentan y mucho. En la generación actual no se puede abrir una pequeña empresa en la cual contratar a dos empleados a lo que se tratará de manera fría y sin ningún tipo de reconocimiento. Los detalles se tienen que cuidar y no solo de una manera leve, sino con una mayor importancia. En los detalles está el futuro de la empresa. Los empleados esperan un poco de reconocimiento, sobre todo cuando realizan grandes esfuerzos. Al mismo tiempo el entorno laboral debe ser favorable en todos los aspectos, agradable y dinámico, donde todo el mundo pueda encontrar una forma sencilla de poder considerarlo como un segundo hogar.

El entorno es importante y por eso hay que revisarlos espacios, la decoración, la colocación de sus compañeros o incluso los útiles de los que se dispone. Esto tiene sentido porque cara a preservar el buen ambiente laboral hay que intentar hacer más fácil el trabajo de los empleados, proporcionándoles todo aquello que puedan necesitar, como una actualización de herramientas y equipo. Olvidar que todo esto tiene importancia, dejarlo al olvido e ignorar a los empleados hará que sin ningún tipo de duda el ambiente laboral salga perjudicado. Pero cubriéndolo todo y asegurándose de refinar los detalles, no habrá ningún problema en alcanzar excelentes resultados corporativos.


New Call-to-action

Julian Mesa Martinez Especialista en Liderazgo Grupo P&A

No hay comentarios

No hay comentarios todavía.

Dejar un comentario