• es
  • pt-br
  • pt-pt
(+34) 902 207 782

Blog sobre Retención y Desarrollo
del Capital Humano

Formación bonificada para empresas: 10 pasos para conseguirla

La formación de los trabajadores es sinónimo de satisfacción laboral y éxito empresarial. De ahí que las organizaciones sean cada vez más conscientes de la importancia de capacitar a sus plantillas para poder sobrevivir en un entorno altamente competitivo. Si, además, las compañías reducen el gasto a través de la formación bonificada, el retorno de la inversión será aún mayor.

Formación bonificada para empresas: 10 pasos para conseguirla

Decía Gustave Flaubert que “la vida debe ser una continua educación” y así lo empiezan a concebir los directivos, pues según el informe Esenciales, el gasto en formación continua por parte del tejido empresarial español se duplicó entre 2007 y 2013, alcanzando los 7.320 millones de euros.

¿Y si parte de este gasto puede estar subvencionado por el Estado?
eBook Gratuito Liderazgo Extraordinario: Cómo influe en las organizaciones

¿Qué es la formación bonificada?

El Gobierno español, a través de la Fundación Estatal para la Formación en el Empleo (Fundae), cuenta con un sistema de ayudas económicas que permite a las compañías desarrollar acciones formativas para sus trabajadores con los que incrementar y perfeccionar sus competencias y mejorar la competitividad y productividad de la organización.

Se trata de la llamada formación bonificada, regulada por la Ley 30/2015,  de 9 de septiembre, del Sistema de Formación Profesional para el empleo en el ámbito laboral, que posibilita que las organizaciones puedan suprimir parcial o totalmente el gasto de los planes de capacitación a través de deducciones en las cotizaciones a la Seguridad Social.

Diez pasos para beneficiarse de la formación bonificada

Ahora bien, ¿cómo pueden las empresas acceder a estas subvenciones o ayudas? La directora de Gestión Técnica y Verificación de Fundae, Carmen prieto, señala los siguientes diez pasos para conseguir beneficiarse de la formación bonificada:

  1. Identificar las necesidades de formación de la empresa. Están incluidas tanto las acciones programadas dentro del plan de formación de la organización para cubrir las necesidades de capacitación relacionadas con la actividad empresarial, como los permisos individuales de formación, en los que el propio trabajador solicita al empresario poder asistir durante su jornada laboral a clases y obtener una titulación oficial.
  2. Decidir quién se encarga de la organización de la formación. Existe la posibilidad de que sea la propia compañía la que organice las iniciativas de capacitación o que delegue esta misión a una entidad organizadora externa. También es posible, dentro de un grupo empresarial, que la responsable de este trabajo sea cualquiera de las empresas del holding.
  3. Calcular el crédito disponible. El importe se obtiene a partir de la cuota de formación empresarial que se haya ingresado en el año inmediatamente anterior y en función de la plantilla media de la empresa. Como ayuda, Fundae cuenta con un simulador para calcular el total de la subvención.
  4. Acceder y darse de alta en la aplicación telemática. La tramitación de las ayudas para las acciones de formación en las empresas se realiza a través de la aplicación telemática Formación programada por las empresas, en la que la organización debe darse de alta.
  5. Informar a la Representación Legal de los Trabajadores. Uno de los requisitos formales que exige la Administración para conceder la formación bonificada es que la empresa cuente con constancia documental de que ha informado a la RLT.
  6. Comunicar el inicio de la formación. Para que sea válida a efectos de subvención, la comunicación hay que hacerla siete días naturales antes de que empiece el curso y hay que señalar la fecha, lugar, horarios del mismo.
  7. Condiciones de la formación. Los cursos y demás actividades tienen que ser gratuitos para los participantes, y deben tener una extensión mínima de dos horas y máxima diaria de ocho horas. Además, es la empresa la encargada de custodiar los documentos de control de asistencia de los trabajadores participantes.
  8. Colaborar con la Administración. Durante la ejecución de los cursos se producirán actuaciones de seguimiento y control por parte de las Administración Públicas (entrevistas, visitas, revisión de los contenidos, petición de documentos…) que deben ser atendidas por la compañía.
  9. Comunicar la finalización de la formación. A través de la aplicación digital, la empresa tendrá que informar sobre el fin de la actuación de capacitación, siempre antes de la presentación del boletín de cotización del mes de diciembre, indicando el listado de participantes que han completado la formación (es decir, que hayan realizado al menos el 75% del curso), los costes de la iniciativa (directos, indirectos y de organización, si los hubiera) y la cuantía y el mes en el que se aplicará la bonificación.
  10. Aplicación de la bonificación en el sistema REM. El importe de la bonificación señalado a través de la aplicación se comunicará también en el segmento EDTCA80 “Bonificación SPEE formación continua”. La Seguridad Social procederá entonces a la reducción de las cotizaciones o el reembolso del importe, si el importe a bonificar es superior a la cotización de la empresa.

Aprovecha estos consejos para acceder a la formación subvencionada y elige, entre el amplio catálogo de actividades formativas del Grupo P&A, cuáles son los contenidos que mejor se adaptan a las necesidades de tu compañía.
Liderazgo Extraordinario [ eBook gratuito ]

Enric-Francesc Oliveras Responsable de Marketing online y Formación elearning
Consultor y formador apasionado de las TIC, Marketing Digital y Diseño, llevo años en continuo aprendizaje a la vez que ayudando a otros profesionales en su aprendizaje personal.

No hay comentarios

No hay comentarios todavía.

Dejar un comentario